Logística de la ciudad

FedEx® avanza y pedalea hacia el futuro de la entrega ecológica en Europa

 

10 de septiembre de 2020


Los mensajeros y los clientes se preparan para el futuro a medida que centros de la ciudad promulgan nuevas reglas

Europa es conocida por sus ciudades históricas que fusionan lo antiguo con lo nuevo. Las iglesias medievales pueden estar al lado de un moderno edificio de apartamentos, manteniendo a los ciudadanos en contacto con su pasado mientras planifican el futuro. Y ahora, cada vez más ciudades de Europa están promulgando reglas y regulaciones de transporte ecológico para asegurarse de que el futuro se vea menos afectado por la contaminación del aire. Con la movilidad en constante cambio a medida que los Gobiernos y los consumidores comienzan a centrarse en nuevos modos de transporte y en formas nuevas y más ecológicas de impulsarlos, las empresas de reparto suelen estar en la primera línea del cambio.

Los mensajeros y los clientes se preparan para el futuro a medida que centros de la ciudad
promulgan nuevas reglas

Europa es conocida por sus ciudades históricas que fusionan lo antiguo con lo nuevo. Las iglesias medievales pueden estar al lado de un moderno edificio de apartamentos, manteniendo a los ciudadanos en contacto con su pasado mientras planifican el futuro. Y ahora, cada vez más ciudades de Europa están promulgando reglas y regulaciones de transporte ecológico para asegurarse de que el futuro se vea menos afectado por la contaminación del aire. Con la movilidad en constante cambio a medida que los Gobiernos y los consumidores comienzan a centrarse en nuevos modos de transporte y en formas nuevas y más ecológicas de impulsarlos, las empresas de reparto suelen estar en la primera línea del cambio.

A fin de prepararnos para esta nueva realidad, lanzamos un piloto el año pasado en seis ciudades importantes de Europa para probar formas innovadoras de llevar paquetes a donde deben ir, a tiempo, respetando las reglas, con la esperanza de mejorar la calidad del aire de estas ciudades. Algunas de las iniciativas que está implementando este equipo multifuncional combinan nuevas tecnologías, como la electrificación, con técnicas probadas y reales del pasado, desde bicicletas eléctricas hasta el pie humano.

«Hay mucho que considerar cuando se intenta realizar un proyecto como este», explica Delphine Slootmaker, directora gerente de Planificación e Ingeniería Central de FedEx. Su equipo analizó 300 ciudades a fin de determinar los candidatos finales para la prueba que atrajo a docenas de miembros del equipo de FedEx de toda Europa. «Hay preguntas sobre puestos de estacionamiento, restricciones de acceso a las calles, nuevas zonas verdes, toques de queda para la entrega... Cada ciudad importante tiene sus propios problemas únicos y necesita soluciones únicas».

mensajero empujando paquetes en la acera

Londres

Las pruebas que hicimos en Londres fueron directo al corazón de la áreas más concurridas y congestionadas en West End y Mayfair. Allí, dos o tres mensajeros simplemente caminan con carritos especializados para hacer las entregas y recolecciones en coordinación con una sola camioneta que se reubica estratégicamente para recibir a los mensajeros a medida que se alejan de estas zonas.

En el área de Westminster, hogar del Palacio de Buckingham, al igual que en áreas como South Bank, donde se encuentra la noria gigante London Eye, se probaron bicicletas eléctricas con grandes cajas de carga en la parte trasera. Estas áreas están ligeramente más esparcidas que West End, y las bicicletas eléctricas les permiten a los mensajeros cubrir mayor territorio. Mientras las bicicletas eléctricas también se coordinan con una sola camioneta, estas salen y regresan desde un punto de distribución de FedEx.

bicicleta de FedEx

Ámsterdam

Con el tiempo, es probable que muchas ciudades aprovechen las bicicletas eléctricas.  Con el programa piloto, se probó una cantidad de diferentes tipos y marcas en diferentes mercados. En Ámsterdam, todas nuestras bicicletas eléctricas cuentan con un compartimento de carga más pequeño ubicado entre la rueda delantera de la bicicleta y el manubrio y el ciclista.

«El programa dejó al descubierto algunas cosas en las que inicialmente no hubiéramos pensado», agrega Slootmaker. «El mensajero que maneja una camioneta no tiene precisamente el mismo tipo de personalidad que el que quiere manejar una bicicleta eléctrica». Afortunadamente, estos nuevos mensajeros ciclistas están muy entusiasmados con sus rutas.

«Creo que las bicicletas eléctricas son la mejor manera de entregar paquetes pequeños en una ciudad ajetreada», dice Jacky Zheng, mensajero de Ámsterdam. «Nos movemos fácilmente a una buena velocidad para llevar más rápido el paquete al cliente y podemos estacionar nuestras bicicletas en la acera, por lo que no tenemos que detener el tránsito».

Los mensajeros no son los únicos que reciben buenas energías por nuestras entregas con bicicletas eléctricas. «Los clientes se ponen muy felices cuando nos ven llegar en las bicicletas eléctricas», agrega Zheng. «Les alegra saber que pensamos en el medio ambiente».

mensajero de FedEx mirando dentro de una bolsa

Hallazgos interesantes

Los resultados iniciales han sido muy positivos en términos de eficiencia y efectividad de la entrega, pero Slootmaker y su equipo están encontrando algunas áreas que podrían requerir modificaciones basadas en comentarios anecdóticos de los mensajeros. Por ejemplo, los mensajeros de bicicletas eléctricas necesitan guantes impermeables con mejor aislamiento para mantenerse calientes durante el mal tiempo. Del mismo modo, es posible que los mensajeros a pie y en bicicleta eléctrica deban usar diferentes tipos de calzados tanto para el verano como para el invierno. Se está considerando todo, hasta el timbre de las bicicletas.

mensajero de FedEx mirando dentro de una bolsa

Siguientes pasos

Fráncfort, Milán, París y Madrid están entre el resto de las ciudades que se están preparando para el piloto. «Buscamos tener soluciones que satisfagan las necesidades de cada ciudad en particular», comenta Slootmaker. Probarán no solo bicicletas eléctricas y mensajeros a pie en sus regiones, sino también una gran variedad de vehículos, como camionetas eléctricas, que viajarán por vía acuática, utilizando una logística con POD que podrá seguir a un mensajero a pie de forma autónoma.

Una vez que todas las ciudades ejecuten el programa piloto, el equipo piloto quiere desarrollar una serie de «cajas de herramientas» que permitirán que cada ciudad europea determine qué encajará mejor con sus propósitos, incluyendo algunas o la totalidad de las soluciones que se están probando.

«Este es un programa grande y es totalmente nuevo», explica Slootmaker, una veterana de FedEx con 25 años de experiencia. «Pero la parte más emocionante es que estamos probando soluciones que harán la diferencia, no solo para los miembros de nuestro equipo y nuestros clientes, sino también para el medio ambiente».